AndalucíaTodas las noticias

Antes del confinamiento cada andaluz consumía 4 Kg de pan, 2’3 Kg de carne y 1’6 Kg de pescado al mes

La Junta pregunta a 5.000 hogares para radiografiar hábitos y condiciones de vida de los andaluces durante el confinamiento

antes-confinamiento-andaluz-consumia-4-kg-pan-2-3-carne-1-6-pescado-mes-coronavirus
Comparte la noticia:

 

  • El IECA ha iniciado una encuesta para conocer las características de la vivienda, el uso del tiempo y la convivencia diaria, el estado de salud y emocional, así como la situación laboral y económica

La Consejería de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad ha iniciado, a través del Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía (IECA),  una encuesta en la comunidad con el fin de recopilar información sobre la situación de los hogares durante el confinamiento. Para llevar a cabo esta investigación sobre hábitos y condiciones de vida se ha seleccionado una muestra aleatoria de 5.000 personas repartidas por todo el territorio de la comunidad autónoma y representativas de toda la población.

A estos andaluces se les somete a un cuestionario compuesto por 47 preguntas con las que se pretende hacer una radiografía de las condiciones de la vivienda en la que residen durante el estado de alarma, el uso del tiempo y la convivencia diaria, el estado de salud y emocional, así como la situación laboral y económica derivada de la crisis sanitaria del COVID-19.

El diseño de la encuesta se ha realizado en colaboración con la Unidad Estadística y Cartográfica de la Consejería de Salud y Familias e investigadores de la Escuela Andaluza de Salud Pública.

El cuestionario está dividido en cuatro bloques. El primero indaga sobre las condiciones físicas de la vivienda destinada al confinamiento e incluye preguntas sobre si es la primera o segunda residencia, si cuenta con luz natural, con zonas de esparcimiento exterior o con conexión a internet. El segundo apartado se centra en el uso que se hace del tiempo de convivencia, con cuestiones que interrogan por las actividades de limpieza, laborales y las de ocio que llevan a cabo: quién realiza las tareas diarias del hogar, si teletrabajan, si ven películas o si realizan videollamadas.

 

El tercer bloque aborda la situación emocional y de salud de las familias, que constituye el cuerpo central de la encuesta. Con ese enfoque se pide a la persona encuestada que valore la experiencia personal de esta situación excepcional y se le pide información sobre sus hábitos relacionados con la alimentación, el deporte, el descanso o el consumo de tabaco o de bebidas alcohólicas para evaluar el grado de afección en la salud. El cuarto bloque pretende ahondar en las características socioeconómicas de los hogares y los efectos que la crisis sanitaria del COVID-19 está teniendo en los presupuestos familiares. En este caso se pregunta por la situación laboral (si se encuentra en paro, en ERTE o teletrabaja) y también por otros aspectos como la dificultad que tienen para hacer frente al pago de suministros o de la hipoteca.

Estos datos serán útiles para que la Administración conozca de cerca cómo se encuentran los hogares, así como las necesidades, carencias o riesgos que están afrontando durante el estado de alarma.

Esta tipología de encuesta precisan de un periodo de cuatro meses para la recogida y tratamiento de la información, sin embargo, en esta ocasión se van a acelerar los plazos para que los resultados se puedan tener listos en el menor tiempo posible dada la excepcionalidad de esta pandemia. 

Los hábitos antes del confinamiento

El IECA realiza dos veces al año una encuesta a los hogares andaluces para explorar diferentes aspectos sociales que cambian de temática en cada edición. En las últimas ediciones se han investigado aspectos como la conciliación en el hogar, las prácticas medioambientales o la movilidad social intergeneracional. Con el fin de aportar información útil y relevante para el momento actual, la encuesta social de 2020 se ha replanteado para conocer la situación de los andaluces en este periodo de confinamiento motivado por la evolución del COVID-19.

De acuerdo con los últimos estudios realizados por la Consejería de Economía a través del IECA sobre hogares y familias en Andalucía, la encuesta de presupuestos familiares pone de manifiesto que el 21% de estos hogares está compuesto por parejas sin hijos, seguidos de aquellos en los que la unidad familiar está conformada por una pareja con dos hijos (19%).

Las familias con un solo hijo representan el 17%, los hogares con personas solas de 65 años o más suponen el 12% y aquellos en los que viven personas solas de menos de 65 años, el 11%. Las viviendas en las que reside un adulto con hijos copan el 8% y las parejas con tres o más hijos son el tipo de hogar más minoritario, con un 4%.

También de esta misma encuesta se extrae que cada andaluz consumía antes del confinamiento durante un mes 10,8 kilogramos de frutas, hortalizas y legumbres, cuatro kilogramos de pan, 4,9 litros de leche, 2,3 kilos de carne, 1,6 kilos de pescado y marisco o 1,4 kilos de productos de charcutería. A eso se suman 1,8 kilogramos de patatas, 1,4 kilogramos de yogures, 500 gramos de queso y requesón, 400 gramos de arroz, diez huevos o 0,9 litros de aceite de oliva.

En cuanto a la encuesta sobre equipamiento y uso de las TIC en los hogares, se extrae que el 74,4% dispone de ordenador, el 97,9% de teléfono móvil y el 50,9% de tablet. Los que cuentan con acceso a internet llegan al 83,7%. También destaca que el 89,7% de los menores de entre diez y 15 años utilizan internet y el 67,6% tienen teléfono móvil.

SUSCRÍBETE A NUESTRO CANAL DE TELEVISIÓN AQUÍ

Comparte la noticia: